Mientras no estabas

Mientras no estabas tambaleé, caí, resbalé.

Aproveché tu ausencia para equivocarme.

Demostré mis limitaciones e imperfecciones.

Tambaleé, caí, resbalé. Me equivoqué.

Con bellas lecciones a cuestas me levanté.

Seguí. Tu ausencia me hizo bien.

Un poco más yo, un poco menos tú.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s